La sombra del viento ( A Carlos y Adriana..por su estar) Un hombre maneja un reloj, la casa se derrumba, los pájaros caminan en la ceniza , una mujer se desnuda detrás del sol, la inquietud es el amparo de la prisa y se buscan los besos detrás de un alambrado donde la piel se desintegra, mi espacio sucumbe entre los campos que se despiden de la vida, hay poco tiempo la sombra del viento ha socavado la verdad. Yo he soñado dentro de tu sueño y he visto flores que se marchitaban, la luna es la miel de los adeptos al desamparo, pero sigo dentro de los peces que nadan en el agua de tu verano buscando el aire de la burbuja, naciendo temprano en el vientre de un delfín que conoce mi esencia. Te amo caminando desiertos, despertando los sueños que gimen electrocutados en las axilas del mar y mi ardor es el equilibrio de las cuerdas que me navegan, mientras tus cabellos se convierten en alas y toco la aurora, muero dentro de los muertos que ya han muerto. La vida es un gigante que mastica armas, mi paz un amuleto que se sueña en otro mundo, te amo lo hermoso esta diseminando el contorno de todos los deseos, tu mirada busca que mi alma no se pierda entre las piedras. Pero se pierde-Oh maldito mundo. Yo me mantengo en ese limbo donde el espacio busca las formas de vivirme. La ceguera es una correspondencia que en el buzón de tu entendimiento se hace humo. Sombra de viento aún que sigue.

ssssss

Anuncios

Otras razones

Levante la mano sin tener escuela
Me llamaron los socios de la desgracia
Y yo besando el corazón de un pájaro luminoso
Entre la montaña de hierbas secas y sacudidas por el viento
Supe de historias, conocí historias de árboles perdidos,
Reinicie el jolgorio envuelto en un payaso
Sacudiendo la necedad de un esqueleto vivo
Volví a mí para perder esperanza y te llame
Cuando no era hora de llamar
En tu tumba…..tan distante

Calcado en vos

Pasare por tus parpados como un águila

Sorprendida

El día siguiente

Daré a tu alma celestina

El impulso de mi corazón a gas

Que vuelve del frio

A veranear en tu abalorio

Sentiré el ardor

De la luna mientras beso el sol

Como una aliada inmediata

Como una forma articulada de cisnes

Recostados en la misericordia

De la luz

Vestiré tu beso en mi esqueleto

Para recuperar el alma

detener tiempo

Escalare la dimensión de un amor

propicio en el ramo de mi piel

Elecciones

Elijo tus ojos

para mirar

el silencio

No hay nada por hacer

Si de sombra fuera la letra

Acribillada como un asesino de pasiones

Y en la extrema sal de los ignotos naipes

Cayera la gratitud un As de copa

como médium traumado

Bajo las alabanzas del cínico imperio del mundo

Donde ya no juegan las estrellas con los pájaros

Ni los niños salen a adornar la primavera

Que fácil sería decir te amo,

Mientras se ve de frente

los subsidios que algunos pagan  por una mujer

En la caricia programada en bolsillos de mundo

 

Giraba los relojes para atrás y se iba en sueños

A otra parte por mentirse

Los imanes perdidos

Desvanece el ocre y cristalino fémur de los animales

La vida suntuosa, la irradiación nocturna amontonada en los pechos de las águilas

El sol se asoma entre la entreabierta casa que se vuela sin temor sobre los rieles

Acaso es una flor?  un vendaval de esqueletos que se tuestan en la sombra

O un misterio de hombres dobles que se preguntan los mismos nombres

Salen a caminar en los espejos de la calle abandonada

Irrumpe la osadía el delicado vuelo de la sombra frente al hemisferio

Que admite que los sueños proyectan bombas

Y el escondite donde propagar la alegría sigue alejado

Y los seres del inframundo  tosen telarañas eléctricas en su agudo tiempo,

¡Oh verbo injuriado entre cuchillos que pasan tan dementes

Sobre el contorno del poema!

¿Con que pan bautizaron la arena que fluye en los estantes

De la piel negada?

¿Qué sentimientos le pondremos a la negación que se hospitaliza

En la censura de aquellos tiempos tan inhóspitos?

O acaso la transformación de la vida paso a ser un amor insano

Presumido en su constancia, absuelto en su delimitada entrega

 

No giremos la luna que esta callada, despojando la miel,

No miremos en nuestra prosperidad los enardecidos albatros que lo mecen

No es tiempo de abrazos y mucho menos de molestias.

009

Intervalos

El cuerpo

del espejo

Cae

Sobre la hilera

De cráneos

Que se peinan

sin pensarlo

 

pájaro_craneo

 

 

Arrodillado en tu alma

Pasare sin llaves por tu cuerpo

me dormiré en tu nombre sin que lo adviertas

llevare tu beso a mis días

completare la savia de tu árbol

despertare en la inmensidad que necesito

 

descarga

De otras muertes

“En donde yo vivo las cosas me habitan,

No soy yo el que las sustraigo de ninguna parte”

 

 

Refinados los cuervos vuelven

A comerse el cráneo de un viejo

La noche es de una bastedad apabullante

Tiritan los pájaros en su ojeado cielo

Partiendo la nada

 

Sobre el madrigal del trovador

Que besa su beso

Debajo de la tierra

Se esconden los trajes de la noche

 

Hay un vuelo que se queda quieto

Asfaltando el veneno de vanidad

Yo me escondo, en el remolino que flota

Disolviendo el éter, disolviendo vida

Debajo de todo un horizonte

Que es origen

Habilidades

Presenciar el parto de la sangre

Donde sonríe la desigualdad

Del secreto que mantiene el amor

 

Donar el espejo a la estrella

Que circunda los otros yo

De mi yo

 

Enterrar la mascara

En los telones

Para vivirse

 

En el final proyectar

La sonrisa en la ventisca

Donde un pez ciego

Llora sin saberlo

« Older entries